¿Cómo puede la Virgen llamarnos santos? ¿Cómo entenderlo?

Domingo, 6 Agosto 2017

En el mensaje del día 2 de junio de 2017, la Reina de la Paz nos decía:

"Con vuestra ayuda, que sois humildes, modestos, llenos de amor, ocultos y santos, mi Corazón triunfará".

Sin embargo, en medio de nuestras luchas, nuestras tentaciones y caídas, podemos pensar que la Virgen no se refiere a nosotros. ¿Cómo puede la Gospa ver en nosotros estas virtudes y, más aún, llamarnos santos?

La Reina de la Paz no pretende decir que seamos santos como lo son aquellos que viven en el Cielo. La respuesta la encontramos en las cartas de San Pablo, que llama "santos" a todos los cristianos que pertenecían a una comunidad. San Pablo quería indicar que han sido escogidos por Dios y consagrados a Él. Dios habita en nosotros por el Bautismo, somos su Templo, un Templo santo.

¿Y qué hay de todas esas virtudes que enumera la Reina de la Paz?

También Jesús llamaba "pequeños" a sus discípulos y se llenaba de gozo. Sin embargo, después casi todos le abandonaron. Debemos comprender que la Reina de la Paz tiene un proyecto para cada uno de nosotros, un proyecto de humildad, de amor, de santidad. Ella llama así a todos los que leyendo sus mensajes responderán con fidelidad a su llamada, floreciendo en ellos todas esas virtudes, y que ayudarán a su Corazón a triunfar.

Respondamos de corazón para ser también nosotros contados como sus apóstoles.

IN EA