Génesis 43: Cuidado personal y amoroso de Dios

Lunes, 14 Noviembre 2016

El hambre arrecia en Canaán y Jacob tiene que dejar a sus hijos llevarse a Benjamín a Egipto para comprar grano, pues ese extraño Visir no quiere que vuelvan sin su hermano pequeño. Dios se encuentra siempre detrás de cada acontecimiento para buscar la conversión de sus hijos, incluso cuando ellos esperan su castigo y no saben por qué les suceden las cosas. Israel no se aferró a su querido hijo, acepto la posibilidad de perderlo en el viaje, renunciando a sus miedos y confiando en lo que el Señor dispuso.

IN EA